MÁS SOBRE LA ESCUELA AUSTRÍACA DE ECONOMÍA V: TRABAJO Y SALARIOS/ Gabriel Zanotti 

8) Referencia especial a la desocupación friccional
Es necesario hacer una aclaración respecto a este fenómeno que, en general, no es bien comprendido. En efecto, cuando quiebra una empresa, se piensa en general que tal cosa significará un grave perjuicio para los obreros que en ella trabajan, llegándose al punto de sostener que el estado debe hacerse cargo de la empresa en cuestión a fin de “proteger las fuentes de trabajo”.

Es necesario, pues, dejar bien aclarada la noción de quiebra comercial en un mercado libre. Si una empresa quiebra es porque sus precios de venta no le permiten cubrir sus costos. Eso implica, pues, que la demanda por el producto que la empresa ofrecía ha bajado estrepitosamente. Por lo tanto, el mercado reacciona con la quiebra de la empresa en cuestión, impidiendo así que se gasten los recursos en cosas que la gente no demanda, des-economizándolos.

Pero esos recursos –entre ellos el trabajo– no quedarán ociosos, sino que serán utilizados en cosas que la gente demanda. El dinero que antes los consumidores gastaban en la empresa que se fundió, es trasladado ahora hacia otros sectores productivos que por lo tanto crecen y reclaman recursos. El trabajo, pues –junto con el capital y los factores naturales–; se comenzará a reubicar en nuevas actividades productivas.

El mercado libre es, en ese sentido, un sistema que beneficia al bien común de la sociedad, que se vería notablemente perjudicado si se emplearan recursos en cosas que la gente no demanda. ¿O es que acaso habríamos renunciado a las locomotoras modernas por evitar el problema que tales progresos significaron a los fogoneros de las máquinas de vapor, y también a los empresarios de tales máquinas? Evidentemente, nadie que tenga siquiera una mera idea de lo que significa el bien común propondría tal cosa.

En definitiva, el proponer políticas que tengan en cuenta el bien común de la sociedad es algo que a largo plazo a todos beneficia, mientras que las políticas intervencionistas y dirigistas que sólo tienen en cuenta el beneficio de ciertos sectores en detrimento de otros son políticas que a largo plazo a todos perjudican.

Por Gabriel Zanotti 

Continuará…

https://www.facebook.com/EscuelaAustriacaEconomicaCuba/

Acerca de Instituto Mises Cuba

Instituto Mises Cuba: Espacio para opinar y debatir sobre economía y libertad.
Esta entrada fue publicada en Cuba, economía, libertad. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s